jueves, 10 de septiembre de 2009

Tira los dados

Charles Bukowski era un borracho, lo que en la sociedad de hoy llamaríamos un perdido de la vida. Quizás era así. Pero éso le convertía en un descriptor brutal de la realidad de la vida, con una visión realista y descarnada de lo que le rodeaba, en definitiva de la vida. Era un tipo que con 49 años decidió dejar un trabajo bien remunerado pero aburrido en una oficina de correos para intentar vivir de la escritura... y lo consiguió.
Y, quizás como declaración de intenciones, escribió este maravilloso poema que lleva un par de días dando vueltas por mi cabeza. Habrá que hacerle caso...

Si vas a intentarlo, ve hasta el final.
de otro modo, no empieces siquiera.

Si vas a intentarlo, ve hasta el final.
tal vez suponga perder novias,
esposas, parientes, empleos y
quizá la cabeza.

Ve hasta el final.
Tal vez suponga no comer durante 3 ó 4 días.
Tal vez suponga helarte en el
banco de un parque.
Tal vez suponga la cárcel,
tal vez suponga mofas,
desdén,
aislamiento.
El aislamiento es la ventaja,
todo lo demás es un modo de poner a prueba tu
resistencia, tus
auténticas ganas de
hacerlo.
Y lo harás
a pesar del rechazo y las
ínfimas probabilidades
y será mejor que
cualquier otra cosa
que pudieras imaginar.

Si vas a intentarlo,
ve hasta el final.
No hay sensación
parecida.
Estarás a solas con los
dioses
y las noches arderán en
llamas.

Hazlo, hazlo, hazlo,
hazlo.

Hasta el final.
Hasta el final.

Llevarás las riendas de la vida hasta
la risa perfecta, es
la única lucha digna
que hay.

3 comentarios:

satrian dijo...

Es difícil abstraerse de todo y luchar por tus sueños, pero si no se lucha por los sueños, porqué merece la pena luchar entonces.

CRD dijo...

Muy bonito, pero qué buena dosis de seguridad que hace falta.

hesisair dijo...

satrian - En el momento en que dejemos de soñar y buscar, la vida no merece la pena
CRD - La verdad es que sí, pero hay que pensar en todo lo que se puede ganar...